Segunda Semana de Adviento

LA PALABRA

Marcos 1,1-8

“Comienza el Evangelio de Jesucristo, Hijo de Dios. Está escrito en el profeta Isaías:-“Yo envío mi mensajero delante de ti para que te prepare el camino. Una voz grita en el desierto: ‘Preparad el camino del Señor, allanad sus senderos”. Juan bautizaba en el desierto; predicaba que se convirtieran y se bautizaran, para que se les perdonasen los pecados. Acudía la gente de Judea y de Jerusalén, confe­saban sus pecados, y él los bautizaba en el Jordán. Juan iba vestido de piel de camello, con una correa de cuero a la cintura, y se alimentaba de saltamontes y miel silvestre. Y proclamaba: -“Detrás de mí viene el que puede más que yo, y yo no merezco agacharme para desatarle las sandalias. Yo os he bautizado con agua, pero él os bautizará con Espíritu Santo”.

 

PISTAS PARA VIVIR EL ADVIENTO

LA FELICIDAD ¿Cómo sembraré felicidad a mi alrededor?

 

ORACIÓN

CONTIGO SOY FELIZ

Jesús: Queremos ser felices. ¿Dónde brota la felicidad?, La anhelamos incansablemente y se nos escapa de las manos ¿Será que la buscamos por un camino falso?. ¿Será que nos llenamos de cosas que no pueden saciarnos? Mirándote a Ti en el evangelio te descubrimos como una persona que convoca, atrae, irradia paz y contagia felicidad. Tú cambias la vida de aquellos que se te acercan. Míranos Jesús, Tú que nos quieres felices, llena nuestros corazones de tu Amor Llévanos de la mano, queremos ser felices y compartir felicidad.

 

FOTO