Ahora comienzas una etapa que más que una etapa es el compromiso con un nuevo estilo de vida: el estilo de vida de Cristo. Esto es, la opción por una forma concreta de este ser en la vida desde Cristo. ¡Animo y adelante!