Reanudamos, con gozo, nuestras actividades del Despertar religioso y la catequesis de los Niños. Queremos ofrecer a las familias y a los catequistas algunos recursos y oraciones para acompañar a sus hijos en esta preciosa tarea. Los Padres y catequistas, en la oración, nutridos con la Palabra de Dios, a través de las enseñanzas de Jesús y con las diversas actividades propuestas ayudarán a los niños a conocer mejor a Dios, a darle gracias, a alabarle, bendecirle, suplicarle. El despertar religioso se realiza envuelto en las relaciones afectivas familiares, asume las características propias de la vida familiar de amor, sencillez, testimonio cotidiano. Se consolida cuando, con ocasión de ciertos acontecimientos familiares, del mundo o en fiestas señaladas se procura explicar y vivir el contenido cristiano de estos acontecimientos. Ninguna experiencia dejará huellas tan profundas en su vida.

Marie Noëlle Maurin Cortez