DOMINGO III del T.O. Marcos 1,14-20

FOTO

ESCUELA DE ORACIÓN - LECTIO DIVINA

1. INVOCA AL ESPÍRITU

 Espíritu Santo, te necesitamos para comprender y llevar al corazón y a la vida el mensaje de Jesús en este evangelio

 Motivación

“Permanezca cada uno en su celda, o en las proximidades, meditando día y noche la Sagrada Escritura y velando en oración, a no ser que se halle justamente ocupado en otros quehaceres” (Regla del Carmelo).  

“La lectio divina es un encuentro privilegiado con el Señor” (Aparecida).

2. LECTURA: Qué dice el texto de Marcos 1,14-20  

Después de que Juan fue entregado, Jesús se marchó a Galilea a proclamar el Evangelio de Dios; decía: “Se ha cumplido el tiempo y está cerca el reino de Dios. Convertíos y creed en el Evangelio”. Pasando junto al mar de Galilea, vio a Simón y a Andrés, el hermano de Simón, echando las redes en el mar, pues eran pescadores. Jesús les dijo: “Venid en pos de mí y os haré pescadores de hombres”. Inmediatamente dejaron las redes y lo siguieron. Un poco más adelante vio a Santiago, el de Zebedeo, y a su hermano Juan, que estaban en la barca repasando las redes. A continuación los llamó, dejaron a su padre Zebedeo en la barca con los jornaleros y se marcharon en pos de él.

El profeta entregado, traicionado (paradídomi). Por el rey Herodes, a quien denunció su comportamiento inmoral (Lc 3,18-20). La prisión de Juan Bautista no asustó a Jesús. Vio en ella una señal de la llegada del Reino. La muerte de un mensajero nunca es una derrota.  

Se marchó a Galilea. Zona fronteriza (toda una descalificación para un judío). Donde está el pueblo más pobre y desheredado, el más enfermo y maltratado por los poderosos. Lejos de Jerusalén. Anuncia el reino en contacto directo con las gentes más necesitadas de respiro y liberación.  

Proclamar la Buena Nueva de Dios. (Euangelion no significa evangelio: escrito del NT. Hemos confundido el estuche con la joya. Euangelion significa esa estupenda noticia que Jesús descubrió y nos comunicó de parte de Dios. Nueva porque viene de Dios y porque Dios es su contenido: Dios, él mismo, es la mayor Buena Nueva.  

Cuatro aspectos de la Buena Nueva:

Se ha cumplido el tiempo (Kairós). El tiempo importante, el momento de la verdad, el momento decisivo. No por observar la Ley, sino por gracia.  

Está cerca el reino de Dios. (Basileia: Reinado, mejor que reino). Jesús no anuncia una doctrina sino un acontecimiento que está ya ocurriendo y que hay que acoger con gozo y fe. No es fruto del esfuerzo. Ya está dentro de nosotros, aunque no lo sepamos (Lc 17,21). Es su pasión.  

Convertíos (metanoia: cambio de rumbo, cambio de mentalidad). El cambio comienza con una nueva manera de ver la realidad más que con sentimientos de culpa. Todos lo necesitamos, no solo los “malos”. Será el conocimiento cada vez más profundo de Jesús, viendo lo que dice y hace, lo que hará posible esa conversión.  

Creed en la Buena Noticia (pisteute). Lo que nos ha dicho Jesús es increíble, pero es cierto. Dios es amor: don total, absoluto y eterno. No es fácil comenzar a pensar de una forma nueva. Esto es posible por un acto de fe, una confianza en una persona. “Me fío de ti, Jesús”.

Formar comunidad. Jesús, itinerante por el mar de Galilea, pasa, mira, llama. Cuenta con personas que le siguen de cerca y están dispuestas a compartir con él su manera de entender la vida.  

Llamada de los primeros discípulos. Es Jesús quien toma la iniciativa, el poder de su mirada, la autoridad de su palabra: “Venid”. El seguimiento de Jesús aparece expresado con “seguir detrás de”. ¿Un amor a primera vista? Marcos piensa en el ideal: el encuentro con Jesús tiene que producir un cambio radical en nuestra vida. Pero ¡la llamada comienza y vuelve a empezar siempre de nuevo! (Jn 1,39; Lc 5,1-11). Al discípulo no o define lo que deja, sino a quien escoge.   Se marcharon en pos de él. El seguimiento de Jesús es mucho más que saber muchas cosas acerca de Él, más que recibir unos sacramentos, más que rezar y hacer oración. Seguir a Jesús es aceptarle sin condiciones, para intentar vivir como él vivió. El seguimiento de Jesús implica: creer lo que él creyó, interesarse por lo que él se interesó, mirar a las personas como él las miró, amarlas como él las amó.    

3. MEDITACIÓN: ¿Qué nos dice el texto?

Recibo la palabra como dicha directamente a mí.  

Todo comenzó en Galilea. ¿Dónde comenzó mi relación con Jesús?, ¿a qué lugares y personas está asociado mi seguimiento de Jesús? ¿Cuántas llamadas han hecho falta en mi vida para que reconozca que es Jesús quien me llama para transformar mi vida?  

Hablando de cambio ante la llegada del Reino: ¿cómo ha de cambiar mi mentalidad?, ¿a qué conversión me llama Jesús hoy? ¿Qué significa hoy para mí ser discípulo, discípula de Jesús?    

Jesús te llama al seguimiento cada día, en este momento. ¿Qué llamadas me hace hoy Jesús? 

¿Meternos en política? Un hecho político, la prisión de Juan, llevó a Jesús a iniciar el anuncio de la Buena Nueva de Dios. ¿Cómo me influyen los hechos políticos en el anuncio del Reino?  

4. ORACIÓN: ¿Qué le digo a Dios?

“Bendito seáis por siempre, que aunque os dejaba yo a Vos, no me dejasteis Vos a ml tan del todo, que no me tornase a levantar, con darme Vos siempre la mano; y muchas veces, Señor, no la quería, ni quería entender cómo muchas veces me llamabais de nuevo” (Vida 6,9).  

Pide: Venga a nosotros tu reino. Agradece la llamada que Dios te hace, a través de Jesús, a ser su discípulo. Agradece las llamadas de cada día a seguirle.

Recuerda tu vocación con sus momentos gozosos y sus momentos dolorosos. Ponlo todo en las manos misericordiosas de Dios.

Pide fuerza para seguir detrás de Jesús en el camino del discipulado. Pídele lo que necesites en este tramo del camino para seguir su llamada. ecir mi fe, para decir a todos que tú eres mi Dios y que tu evangelio riega mis días y es el alimento de mi vida Si nos hemos alejado o acostumbrado podemos pedir a Jesús que nos vuelva al amor primero. Oramos por los que están en búsqueda.

5. CONTEMPLACIÓN: ¿Cómo interiorizas la palabra? 

¿Cuál es la palabra o frase o párrafo o actitud que te ayuda a recordar este texto? No absolutizar nada que no sea el Reino.

6.- ACCIÓN: ¿A qué me compromete este evangelio?

¿Qué camino de vida te invita a tomar esta Palabra? Lo importante -lo decisivo- es ponerse a seguir a Jesús, es abrirse a su Buena Noticia de esperanza, es procurar compartir su acción liberadora en favor -en amor-de los demás. En una palabra: la conversión/anuncio son fruto del seguimiento, no al revés. Y al seguimiento están llamados hombres y mujeres del pueblo, normales, sencillos (como Simón, Andrés, los Zebedeos...). Todos tenemos "vocación" de seguidores de Jesús.    

Este Reino no viene con nuestro esfuerzo, no lo ganamos nosotros con nuestra lucha, como tendremos ya experiencia. Tampoco es algo que se nos ofrece mágicamente. Dios no es un hada que usa su varita para arreglar nuestros problemas solo porque le caemos en gracia. Dios no alimenta la vagancia ni sustituye al hombre para que durmamos plácidamente. Convertirse es cambiar.

Pedro Tomás Navajas
CIPE

Documentación: F. 11 DOMINGO III DEL TIEMPO ORDINARIO Marcos 1, 14-20