4. Modulación de la oración bíblica en el AT

1. La oración judía está a la base de la oración cristiana

Jesús fue un hombre de su tiempo. Pidió a Juan el Bautista en el Jordán  ¡Bautízame! No lo necesitaba pero quiso sentirse parte del pueblo. Por eso los sábados iba a la sinagoga como cualquier buen judío a proclamar la Palabra y a recitar salmos.  Es posible hablar de la oración “litúrgica” de Jesús, al recorrer los textos encontramos que iba a la sinagoga, que iba en sábado, qué iba al templo...  Aunque lo más evidente es la oración solitaria de Jesús, no podemos dejar de lado su participación en el modo de orar judío, ni la oración comunitaria con sus discípulos.

Para los judíos, la oración es eje transversal que pone norte a su vida entera:  se ora en momentos específicos durante todo el día –al amanecer, al medio día, en la tarde-; se ora de manera especial cada semana –el sábado-; se ora a lo largo de todo el año –al ritmo del calendario de las fiestas-.  Son constructores del tiempo, centrados en él.

Texto completo en la Ficha 4

Documentación: Ficha3: MODULACIÓN DE LA ORACIÓN BÍBLICA EN EL AT